Cómo curar en Alan Wake Remastered

Alan Wake Heal

Alan Wake Heal

La curación es un aspecto importante en la mayoría de los juegos de acción y supervivencia. Puedes curarte a ti mismo en Alan Wake Remastered, cuando no estás en combate. La curación puede salvarte de la muerte y demuestra ser una forma eficaz de mantenerte en el combate. Bueno, para saber cómo curar en Alan Wake Remastered, sigue la guía a continuación.

Curación en Alan Wake Remastered

La salud en Alan Wake Remastered se regenera automáticamente. Para recuperar la salud, debes salir del combate de inmediato. No hay otra forma de curar a tu personaje en Alan Wake Remastered. Para curarse, debe dirigirse hacia un refugio con algo de luz, o una casa o edificio iluminado. También puedes encender una bengala y mantenerte cerca para curar a Alan.

Encender una bengala o permanecer en un refugio con luz evita que los enemigos entren en esas áreas, por lo que puede permanecer allí por un tiempo, para que su salud se regenere mientras tanto. Idealmente, los jugadores usarían refugios para curarse en Alan Wake Remastered, y a veces hay generadores. Tendría que encender un generador para encender las luces del refugio y quedarse allí para curarse.

Los jugadores también pueden usar la pistola de bengalas presionando el botón respectivo una vez, y se disparará un tiro al suelo cerca del personaje para regenerar su salud rápidamente. Si mantenemos pulsado el botón para hacer bengalas, podemos movernos con la bengala en la mano y curar al personaje mientras nos movemos.

En general, hay pocas formas de curar en Alan Wake Remastered, y debes ser productivo para encontrar una forma ideal de curar a tu personaje en cada situación. Esto es todo lo que necesitas saber sobre la curación en Alan Wake Remastered.